fbpx

MECA: el arte caribeño ante el mundo

La ciudad de San Juan se convierte en un centro de arte y cultura internacional con la segunda edición de la feria de arte Mercado Caribeño (MECA).

Ser de los primeros requiere agallas, mucha pasión y un poco de… locura de la buena.

Para Tony Rodríguez y Daniel Báez, co-fundadores de la primera y única feria de arte en el Caribe, no ha sido fácil. Sin embargo, en su segunda edición, luego de mucho esfuerzo, sacrificio personal y un equipazo de cuatro mujeres comprometidas con el arte, han logrado agitar para bien la industria del arte en la isla.

Entre ellas, Mariángel Gonzalez, Hazel Colón y María Frederique.

Incluso en un país donde el gobierno no apoya las artes y su potencial, contra viento y marea su misión es sencilla: darle visibilidad a la comunidad artística local y crear un mercado activo entre galerías, artistas puertorriqueños y su gente.

De acuerdo a Rodríguez, que los visitantes tengan “la oportunidad de enamorarse de nuestro principal recurso natural, nuestra cultura”.

La feria, que se llevó a cabo en el Antiguo Arsenal de la Puntilla, en Viejo San Juan, contó con más de 30 exhibidores, entre ellos 11 galerías, cinco locales, tres proyectos especiales y MECANISMOS, ocho propuestas de artistas emergentes y curadores independientes escogidas por la curadora puertorriqueña Carla Acevedo– Yates.

“ES EL MOMENTO DONDE SAN JUAN SE CONVIERTE EN UN CENTRO QUE CONVOCA A LA COMUNIDAD ARTÍSTICA INTERNACIONAL”

– Patrick Charpenel, Director Ejecutivo de El Museo de El Barrio

Como parte de estas propuestas, el artista francés Alexandre Bavardreconocido por traer el graffiti y el street art a las galerías, presentó con JustKids algunos trabajos esculturales con materiales encontrados en Puerto Rico, entre estos una placa de la Autoridad de Energía Eléctrica de Puerto Rico (AEE); además de su presentación especial GUAN DONG en colaboración con La Trinchera Danza.

Suministrada por MECA. GUAN DONG de Alexandre Bavard y La Trinchera Danza.

I like to play with this idea of past, present and future, and mix them“, contó en inglés Bavard, quien estaba encantando con la vibra y la energía del arte local.

La presencia femenina no faltó en MECANISMOS destacándose en sí las puertorriqueñas Sofía Shaula Reeser Del Río, curadora, y la muralista Sofía Maldonado del proyecto Fem Tramp. La primera con trabajos fotográficos exquisitos y la segunda con una colección de dibujos, audiovisuales y atuendos que giraban alrededor del empoderamiento de la mujer a través del trap y el reguetón.

Suministrada por MECA.

Mientras, la galería de Nueva York, Y Gallery, llevó los perros del artista Ryan Brown (Let the sleeping dogs Lie), que vivieron incluso fuera de los espacios principales de la feria llamando la atención de todos los espectadores.

Por su parte, el salvadoreño John A. Rivas de 21 años, quien visitó la isla por primera vez con LatchKey Gallery de Nueva York, habló sobre la importancia de representar latinos de piel oscura. Por eso, su arte, creado con objetos encontrados en su hogar y fotos de su infancia, gira alrededor de esta realidad.

“Mi trabajo es crudo y las caras siempre son color café. Para mí, es clave. En Estados Unidos hace falta una voz hispana y yo quiero ser eso”, contó Rivas.

Fuera de Mecanismos, la crítica político-social también se hizo sentir a través del arte. La galería Casa Quién de República Dominicana presentó Progreso, una fusión de tres artistas contemporáneos hablando del contexto histórico y actual de su país.

Blood Lines de Lucía Hierro es una de las propuestas. “Es una yuxtaposición del dictador dominicano Rafael Trujillo, uno de los más sanguinarios que ha tenido Latino América, y su descendencia directa Ramfis, quien se está postulando para gobernador ahora en el 2020. Quisimos que las personas pudieran pisar literalmente esta historia  [literalmente] con nosotros”, explica Amy Hussein, directora y fundadora de Casa Quién.

“Miss Universe” de la artista Cristine Brache presenta una serie de esculturas con las cinco ganadoras puertorriqueñas del certamen de belleza Miss Universo, en el pasado propiedad del actual presidente de los Estados Unidos. La artista de ascendencia puertorriqueña y cubana contrasta la voz de las candidatas con el trato post-María y relación de Donald Trump con Puerto Rico.

Por último, los veteranos del arte local Bobby Cruz Ivelisse Jiménez presentaron respectivamente sus piezas: él destacando el neón entre emojis, ella en una colorida investigación artística de la huella que deja el agua sobre plástico.

Descubre más sobre MECA aquí.

Nathasha Bonet
Nathasha Bonet

EDITORA EN JEFE

Escribo desde mi casa, en pjs y despeinada, sobre lo que sea que me venga a la mente. Soy freelancer, periodista, escritora, soñadora y me encanta jugar con la moda.