Nota del editor: Si decides leer esta historia, le asumimos la mayoría de edad. No promovemos el uso de sustancias ilegales. Esta historia se escribió bajo los efectos del cannabis medicinal así que los GIFs pueden que no hagan sentido. 

Sí, entre nuestros maquillajes también guardamos weed

Cae la noche y después de un largo día de trabajo, hay un grupo de mujeres en la sombra del tabú fumando marihuana medicinal. Las razones de su consumo no importan. Lo que importa es que todas tienen algo en común: le pasan estas cinco cosas.

1. Guardan el weed en lugares súper inesperados 

Las mujeres tenemos carteras en cantidad y todas tienen una función en particular. En una guardamos los maquillajes, en otra los productos de higiene personal, en otra, el dinero. Es toda una jerarquía de carteras y bolsos. El weed no puede pasar como una excepción.

Mientras algunas tienen su carterita para esto, otras simplemente lo guardan en la cartera de maquillajes, en los estuches de las gafas o en cajas de joyería. The perks of being a women! 

2. Son más observadoras y perciben detalles 

El estar high nos hace darnos cuenta de cosas que no nos daríamos cuenta si no lo estuviésemos. Puedes percibir rápidamente si Mariela se siente incómoda del comentario que dijo Alana sobre que no la invitaron a Nacho Libre cuando fueron con Pamela. Es como una intuición weird. You just know it.

3. El hilo de la conversación nunca se pierde 

Puede que te desvíes, hagas un roadtrip dos horas, subas por la montaña, bajes por la ciudad, pero siempre regresas al punto de la conversación. ¡No hay break! La presencia de cannabis en tu cuerpo simplemente te hace querer hablar demasiado, decir todo lo que piensas, sin poder parar. Si fumas con tus amigas, ¡será el juego de nunca acabar!

4. La dieta, ¿qué es eso?

Si eres una stoner verdadera, no hay dieta que valga. Puedes estar bien por varios días, comer súper saludable y de momento sentir unos munchies increíbles de una alcapurría. A las 11:23pm. Procedes a darte cuenta que ya La Alcapurria Quemá cerró y que no sabes hacer alcapurrias. Para luego conformarte con la mezcla impredecible de Chocolate Chips con Nutella y whipped cream. 

5. No te atreves a abrir tu cartera en público

Esta es self-explanatory.

Nathasha Bonet
Nathasha Bonet

EDITORA EN JEFE

Escribo desde mi casa, en pjs y despeinada, sobre lo que sea que me venga a la mente. Soy freelancer, periodista, escritora, soñadora y me encanta jugar con la moda.

No Comments Yet

Deja un comentario